ENVÍO GRATUÍTO PARA COMPRAS SUPERIORES A 180€

Skip to main content
decorar-iluminar-lamparas-cocina

Lámparas de cocina – Decorar e iluminar la cocina

La decoración e iluminación de cocina no es tarea tan fácil como colocar una lámpara de techo y listo. La cocina es una de las habitaciones que más actividades dispares se realizan y por eso debemos tener una decoración adecuada. Aparte de preparar comidas también se tienen charlas y conversaciones, se hacen deberes, se lee el periódico desayunando, enseñamos a los más pequeños a hacer galletas y sobre todo se come y se comparten buenos momentos.

Las cocinas suelen tener recovecos donde se guardan utensilios o armarios donde guardamos comida. Estos lugares de nuestra cocina tiene que estar bien iluminados para poder encontrar lo que buscamos. Para conseguir esto, la iluminación toma gran relevancia como en el resto de estancias de nuestro hogar pero con la particularidad que tienen las cocinas.

Iluminar cocina con focos de techo empotrados

Además de un elemento indispensable en cada cocina para crear un lugar cómodo y acogedor, la iluminación de cocina debe ser decorativa y específica para cada zona. Lo ideal es combinar diferentes tipos de iluminación para conseguir generar ese ambiente agradable que estamos buscando que favorezca desde una cena improvisada con amigos hasta un desayuno agradable con la familia.

Lámparas de cocina – Según tipos de iluminación:

Iluminación funcional: proporciona una luz concentrada dirigida sobre una superficie definida, como por ejemplo puede ser la encimera, el fregadero o los fuegos o placas de cocina. La iluminación con focos concentra la luz y la atención sobre lugares concretos de la habitación y esto nos ayuda a cocinar de forma cómoda y segura.

Para preparar comidas necesitamos ver de forma clara el color de los alimentos así como tener suficiente luz para realizar los cortes de forma segura y precisa. Este tipo de iluminación está enfocada a facilitarnos estas tareas donde la clave está en la dirección de la luz así como en la intensidad y la temperatura del color.

Iluminación ambiental: sirve para crear una atmósfera general agradable en la habitación y ayuda a iluminar una zona determinada. Una lámpara de techo en la isla es muy buen ejemplo, la iluminación de una vitrina u objeto determinado o un aplique de pared que irradie una luz fascinante nos puede ayudar a generar ese ambiente cálido que buscamos.

Lo primero que debemos hacer es definir bien el espacio que queremos iluminar y decidir qué atmósfera queremos crear. Cuando esté clara esta primera parte hay que ponerse a definir los puntos importantes de la habitación sobre los que incidir: ¿el techo? ,¿el suelo?, ¿la pared? ,¿los armarios?, ¿la mesa? Y piensa en cada punto en particular y en las actividades que realizas allí para que, por ejemplo, en la mesa no reine la oscuridad o que el especiero que tanto te gusta esté bajo el mejor de los focos y luzca como nunca.

Iluminación general: tiene el objetivo de crear una luz uniforme en toda la habitación. La opción más utilizada para conseguir esta iluminación general es con lámparas de techo situadas muy arriba (diferenciándose de la iluminación de la isla o de la zona para cocinar), luces empotradas o plafones de techo con los que lograremos que la cocina brille por su calidez.

Es muy importante también que sepamos aprovechar al máximo la luz del día; para ello buscaremos que los muebles no tapen la entrada de la luz natural a través de ventanas. Cuanto mejor aprovechemos la luz natural, más incidirá esto en nuestra factura de la luz reduciendo su coste; y para lo cual también recomendamos el uso de bombillas de LED que consuman poco y de manera más eficiente.

Iluminar armarios de cocina con focos

Sacar el máximo rendimiento a la cocina – Consejos de iluminación

Iluminar cada zona por separado.

En aras de la comodidad y el ahorro, recomendamos colocar un interruptor para cada zona de la cocina: trabajo, cocción, fregadero, etc. De esta manera seremos capaces de controlar el gasto energético al usar solo la luz que necesitemos en cada momento.

Lámpara de cocina tolomeo de pared

Disponer de un área de trabajo segura.

En nuestra cocina solemos destinar una zona en la que manipulamos los alimentos. Para esta sección de la cocina es indispensable que dispongamos de una buena iluminación puntual con la que trabajar de forma segura y evitar accidentes por culpa de una mala iluminación. Situando luces bajo los módulos altos, o incluso tiras de LED, podemos solventar esta necesidad.

Iluminar desde los armarios

Podemos añadir algún foco o tira de LED a la parte inferior de los armarios, de esta manera encontraremos con mucha facilidad lo que estemos buscando. También sirven para destacar una zona en concreto donde tengamos esa vajilla que nos hace sentir tanto orgullo o esa decoración que da un toque más personal a nuestra cocina.

Lámpara de cocina colgante Flos

Planificar la luz de la península o de la isla

Si elegimos tener un elemento como una península o una isla en nuestra cocina debemos ser conscientes que puede tener funciones muy diferentes, pero sea cual sea su uso, hay que iluminarlas bien. Tener varias opciones para iluminar bien esta parte tan importante de nuestra cocina sirve para adecuarnos a esas distintas funciones para las que elegimos este elemento de la cocina.

Entre las diferentes opciones de iluminación con las que contamos están las lámparas de techo, los focos halógenos, las lámparas de pared dirigibles e incluso lámparas de pie o mesa para iluminar zonas determinadas…

Para cocinar, lo mejor es el LED

A la hora de preparar comida, ver el color de los alimentos correctamente es muy importante para conseguir el resultado deseado y en esta premisa la luz tiene mucho que ver. Una lámpara de LED o una bombilla de LED con un valor alto en el atributo del CRI nos indicará que su calidad para percibir los colores es alta, con lo que nuestra forma de cocinar será más precisa.

Lámpara para cocina Infiore de Estiluz

La luz para ganar confort

Si queremos que nuestra cocina tenga un ambiente más cómodo, debemos añadir alguna luz para generar la iluminación ambiental que buscamos como lámparas de techo empotradas. Con esto generaremos una iluminación más homogénea en toda la cocina y a evitar las sombras en las zonas de paso.

Dar luz al interior de los armarios

Iluminar los interiores de los armarios es una solución muy práctica. Lo habitual es colocar focos que se encienden al abrir la puerta. Con esto conseguiremos ver los productos de las baldas sin tener que encender otras luces y también ganaremos en la factura de la luz.

Lámpara colgante Luck para cocina de Estiluz

Cajones iluminados.

Una idea muy interesante es iluminar los cajones. Existen sistemas de iluminación que se fijan en las paredes de atrás del cajón y se pueden encender automáticamente. Si optamos por tiras de LED estaremos escogiendo iluminación de bajo consumo y de larga duración.

La campana como lámpara.

Para cocinar con seguridad, también la luz puntual de la campana es importante. Existen campanas que parecen lámparas por su diseño y por su capacidad de iluminación, proyectando una luz brillante en la superficie de cocción y una luz ambiental a la cocina.

Iluminar cocina con campana extractora

La calidez en la cocina, la clave a buscar.

La iluminación de la cocina debe ser cálida y las lámparas que allí introduzcamos debe estar proporcionadas al tamaño de la mesa. Las lámparas colgantes suelen ser un acierto ya que su luz incide de forma directa en la mesa. Para evitar que nos deslumbren, debemos asegurarnos de que entre la lámpara y la mesa existan unos 80 cm de distancia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *