ENVÍO GRATUÍTO PARA COMPRAS SUPERIORES A 180€

Skip to main content
proteccion-ip-ik-lamparas

Guía para elegir el grado de protección IP e IK

Si alguna vez ha estado interesado o interesada en comprar productos de iluminación se habrá topado con las iniciales “IP” (nivel de protección IP) e “IK” (nivel de protección IK) en la ficha de producto.

Es muy probable que no los haya tenido en cuenta a la hora de realizar su compra.

Si queremos que nuestro producto aguante el mayor tiempo posible luciendo y no queremos gastar más dinero de la cuenta, es recomendable fijarse en estas características:

Grado de protección IP

Las iniciales IP vienen del inglés “Ingress protection” e indican el nivel de protección que proporciona el objeto contra la entrada de materiales extraños, como el polvo y el agua.

Su nomenclatura está regida por el estándar IEC 60529 que a través de símbolos establece una serie de indicaciones, y se compone de la siguiente forma:

IP-[Dígito 1][Dígito 2]
Dígito 1: nivel de protección contra el ingreso de objetos sólidos como el polvo.
Dígito 2: nivel de protección contra el ingreso de agua.

Tabla de correspondencias IP

La dividiremos en dos columnas, según el valor del primer dígito que nos indica la protección contra objetos sólidos y el valor del segundo dígito que nos indica la protección contra el ingreso de agua.

IP – Protección contra el ingreso de objetos sólidos IP – Protección contra el ingreso de agua
0 – Sin protección. 0 – Sin protección.
1 – Protección contra cuerpos esféricos de 50 milímetros de diámetro. 1 – Protección contra el goteo vertical de agua a 200 milímetros durante 10 minutos.
2 – Protección contra cuerpos esféricos de 12,5 milímetros de diámetro. 2 – Protección contra el goteo de agua inclinada 15º en sentido vertical y horizontal.
3 – Protección contra cuerpos esféricos de 12,5 milímetros de diámetro. 3 – Protección contra agua spray en un ángulo de hasta 60º a derecha e izquierda de la vertical.
4 – Protección contra cuerpos esféricos de 1 milímetro de diámetro. No deben entrar lo más mínimo. 4 – Protección contra agua arrojada desde cualquier ángulo.
5 – Protección contra el polvo, que no debe entrar en gran cantidad. 5 – Protección contra chorros de agua arrojados desde cualquier ángulo.
6 – Alta protección contra el polvo, que no debe entrar bajo ninguna circunstancia. 6 – Protección contra chorros muy potentes de agua arrojados desde cualquier ángulo.
7 – Soporta la inmersión completa en agua durante 30 minutos.
8 – Protección sin filtración alguna la inmersión completa y continua a profundidad y tiempo indicado por el fabricante.

Estándar DIN 40050-9

La normal industrial alemana DIN 40050-9 extiende el sistema de calificación de estándar IEC 60529.
Fue pensada para el equipamiento eléctrico o electrónico en vehículos de carretera y para procesos sometidos al ataque de líquidos y químicos.

Este estándar alemán incluye la calificación “IP69K” que obliga a aquellos productos que lo superen estar protegidos contra chorros de agua a alta presión y temperatura.

Cómo elegir de forma correcta mi lámpara según su uso

Una vez que sabemos lo que significan estos grados de protección y sus niveles, podemos elegir nuestro productos basándoso en el uso que se le vaya a dar al mismo.

Clasificaremos a continuación el tipo de uso que vamos a dar al mismo.

Instalación en el interior

Aquellas lámparas que se van a instalar en zonas internas del hogar y no van a estar en contacto con agua no necesitan contar con un grado de protección IP.

Muchos de los fabricantes ofrecen sus productos para uso interior con un grado de protección IP20 que lo protege frente a objetos entrantes de 12,5 milímetros de diámetro.

Iluminación interior expuesta a la humedad

Aquellas luminarias que se vayan a colocar en zonas húmedas de la vivienda como pueden ser los baños necesitan un nivel mínimo de protección. En el caso de tratarse de luminarias instaladas en la pared (apliques o espejos luminosos) necesitarán un mínimo de protección IP44.

Iluminación interior expuesta a la humedad

Mientras que si hablamos de downlights, también conocidos como “ojos de buey”, el nivel mínimo de protección debe ser de IP54.

Iluminación de exterior bajo techo

Para zonas techadas en las que se quiere instalar una luminaria a la que no le caerá agua se puede optar por una luminaria con grado de protección IP23.

Iluminación de exterior al aire libre

Las luminarias que vayan a colocarse en el exterior y les caigan gotas de lluvia deben tener un mínimo de protección IP44.

Productos sumergibles y en ambiente marino

Para zonas cercanas al mar y productos que quieran sumergirse bajo el agua se debe tener un cuidado máximo. Siempre debe optarse por luminarias con un grado mínimo de protección IP68, que nos garantice su buen funcionamiento.

Iluminación led para uso exterior sumergible

Grado de protección IK

Es una clasificación numérica, regida por la norma IEC 62262 que indica el grado de protección de un objeto contra los impactos de mecánicos externos. Antes de la llegada del estándar se solía añadir un tercer número al grado de protección IP para indicar la resistencia a impactos del objeto.

Tabla de correspondencias IK

A continuación mostraremos una tabla con el nivel de protección IK (asociado a la energía de impacto), medida en julios.

Código IK Energía de impacto (Julios)
00 Ninguna protección
01 Resistencia a una energía de choque de 0,15 Julios.
02 Resistencia a una energía de choque de 0,20 Julios.
03 Resistencia a una energía de choque de 0,35 Julios.
04 Resistencia a una energía de choque de 0,50 Julios.
05 Resistencia a una energía de choque de 0,70 Julios.
06 Resistencia a una energía de choque de 1 Julio.
07 Resistencia a una energía de choque de 2 Julios.
08 Resistencia a una energía de choque de 5 Julios.
09 Resistencia a una energía de choque de 10 Julios.
10 Resistencia a una energía de choque de 20 Julios.

Para elegir el grado de protección IK de forma correcta debemos tener en cuenta si la luminaria recibirá golpes, y en ese caso saber qué tipo de golpes. Por ejemplo, aquellos modelos que están pensados para utilizarse como sillones o mesas deberán tener un grado de protección IK10.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *